Los sistemas de energía fotovoltaica son cada vez más populares en México, sin embargo, la mayoría de la población conoce solo los paneles y pasan por alto componentes cruciales como los inversores. Su función es crucial para utilizar los equipos electrónicos y su multiplicidad se agrupa en diversas clasificaciones. Una de ellas abarca los inversores de onda pura y modificada que deben conocer para determinar el más conveniente y ventajoso para su hogar.

¿Qué son los inversores? ¿Por qué son importantes?

Los paneles solares ofrecen muchos beneficios, pero son insuficientes para producir y abastecer con energía los hogares. Es necesaria su instalación con un inversor que comúnmente se incluye en kits, ya que permite utilizar energía para alimentar diversos electrodomésticos al mismo tiempo.

Un panel produce electricidad con sus placas de silicio, sin embargo, no pueden enviarla directamente, tiene que transformarse de corriente continua a alterna, ya que la mayoría de los equipos funcionan con corriente alterna. Los sistemas de energía fotovoltaica son habilitados por los inversores y en función de la potencia de los paneles desplazan la corriente a la red baja tensión, pueden también conectarse a un transformador para inyectar energía a la red de media tensión.

Cuentan con un transistor que interrumpe la corriente continua y de onda rectangular para transformarla en onda senoidal, y que es controlado por medio de un oscilador de onda, aunque en las tecnologías más sofisticadas se usan otros elementos para funciones como configuración de onda, número de fases, etapas para el acondicionamiento eléctrico, por lo que hay disponibles inversores monofásicos y trifásicos.

Los inversores de corrientes tienen un papel muy importante: convertir la energía de 12, 43 y 48 voltios que producen las celdas monocristalinas o policristalinas y se almacena en las baterías en energía de 230 voltios, que es la que usamos diariamente en nuestros ordenadores, refrigeradores, televisores, etcétera.

¿Qué son los inversores de onda pura y modificada?

Hay dos tipos de inversores de corriente para paneles solares Monterrey:

  • Inversor de onda modificada. Se trata del más asequible debido a que no produce ondas de corriente reales sino ondas cuadradas para simularlas electrónicamente y puede usarse para diversos dispositivos con circuitos poco complejos como reproductores de DVD, televisores, reproductores de música, cargadores de móviles, luminarias, etcétera. Presenta un abanico de potencias que oscila entre 300 hasta 2,000 vatios en modelos grandes, sin embargo, se usan más los de 600 a 1,000 vatios.
  • Inversor de onda pura. Produce una onda de corriente precisa y de calidad que puede utilizarse para cualquier aparato eléctrico, incluidos los equipos más sensibles y exigentes como bombas de agua, electrodomésticos con motor como frigoríficos y lavadoras, microondas, computadoras, etcétera. Destaca por generar una corriente de calidad superior que la que obtienen los negocios y hogares mediante la red eléctrica, lo que garantiza que los equipos conectados a los paneles funcionarán mejor y serán más eficientes.

Recibe el nombre de inversor senoidal y presentan un rango de potencia que va desde 300 hasta 4,000 voltios. Los modelos más usados son de 1,500 voltios o más, ya que el inversor de onda pura ayuda a las personas a independizarse de la red o reducir su consumo y puede usarse en granjas, islas entre otros sitios lejanos donde no llega el suministro.

El uso del inversor de onda pura es mayor por las ventajas que ofrece entre las que destacan:

  • Su forma de onda de salida es sinusoidal y tienen baja distorsión armónica, además, proporciona energía limpia.
  • Las cargas inductivas como transformadores, microondas y motores son más frescas, rápidas y silenciosas.
  • Su uso es conveniente para alimentar accesorios de iluminación fluorescentes, con motores monofásicos que integran condensadores de ejecución e inicio y condensadores para mejorar el factor de potencia.
  • Reduce los ruidos auditivos y eléctricos de ventiladores, amplificadores de sonido, luminarias, contestadoras etcétera.
  • Inhibe los accidentes por fallas técnicas en computadoras y monitores.

Es importante que, al elegir la potencia de ambos inversores, se considere dejar un margen para evitar que trabajen en rendimientos del 80 al 90%. Lo ideal es que funcionen en un rango de 70% o menor. Si se cuenta, por ejemplo, con dos electrodomésticos que consumen energía simultáneamente y cuya potencia necesaria sea 1,300 voltios, lo recomendable es no utilizar un inversor de 1,500 y optar por uno de 2,000. Se logra con ello que el estrés del equipo sea mucho menor, disminuyan las probabilidades de fallos y aumente su vida útil.

Lo recomendable es no usar un inversor con una potencia mayor a la requerida ya que cuenta con un autoconsumo de electricidad. Si se utilizan modelos muy potentes en instalaciones pequeñas harán que el inversor consuma un gran porcentaje de la energía producida por los paneles.

Usar el inversor adecuado es importante, ya que, si utilizan equipos sensibles, como microondas, con un modelo de onda modificada, ocurrirán dos cosas: que se dañe un componente del circuito del microondas o que no encienda. Hay actualmente equipos combinados que poseen un cargador de baterías, regulador de carga e inversor de onda pura en la misma carcasa. Se recomienda su uso en sitios donde haya un grupo de electrógenos o donde se requiera una fuente externa de respaldo. Los tres componentes interactúan entre sí y la instalación puede controlarse desde una pantalla.

Sin importar el uso de su sistema de energía fotovoltaica, las indicaciones señaladas les ayudarán a elegir y usar los inversores adecuadamente, además, evitar errores de dimensionamiento y diseño. Hay otras clasificaciones que vale la pena conozcan antes de comprar:

  • Conexión. Hay inversores de conexión a red, que sincronizan los niveles de energía generada por el campo fotovoltaico con el suministro de la red e inversores de batería, que, junto con la inyección de energía en las pilas, regulan también el paso de la energía almacenada hasta los electrodomésticos.
  • Los inversores de conexión a red tienen dos posibilidades de conexión: instalación monofásica y trifásica. La primera se usa en instalaciones domésticas para luminarias, calefactores y motores pequeños y en ellas fluye la corriente por un conductor La segunda cuenta con tres conexiones que son finas y asequibles, emite potencia continua y no de pulsos y eleva el rendimiento de los aparatos, además, se usan comúnmente en industrias y plantas distribuidoras de energía.

Si desean adquirir paneles solares con inversores de calidad contacten a los expertos de Branatech. Manejamos sistemas con diversas potencias a precios competitivos. Marquen al (800) 942 6835, o llenen el formulario que encontrarán en la pestaña de contacto de nuestro sitio.